Los aceites vegetales en Aromaterapia, se utilizan como vehículo para poder realizar mezclas con aceites esenciales, y así poderlos aplicar sobre la piel sin dañarla. Pero, ¿son un mero vehículo o también tienen propiedades terapéuticas? Pues sí, las tienen, ¡y muchas!. Están constituídos por ácidos grasos insaturados, entre los que destacamos los AGE, ácidos grasos esenciales, que participan en importantes procesos metabólicos, vitales para el organismo.   

El uso de aceites esenciales con aceites vegetales es una combinación realmente extraordinaria, pero normalmente nos fijamos sólo en los aceites esenciales, que poseen una gran cantidad de principios activos, con muchísimas propiedades terapéuticas, y nos olvidamos de los aceites vegetales, que desplegarán su increíble labor de forma discreta. En general, sus efectos inmediatos sobre la piel son suavizantes, hidratantes y nutritivos.

Importancia de los AGE en el organismo

Los ácidos grasos esenciales se denominan así porque es necesario su aporte desde el exterior, aplicándolos sobre la piel y sobre todo, ingiriéndolos. Los mamíferos no somos capaces de sintetizarlos, así que deben incluirse en la alimentación. Los AGE intervienen en multitud de procesos biológicos, entre los que destacamos:

  • Forman parte de las membranas celulares, manteniendo su fluidez, mejoran la permeabilidad y favorecen el intercambio de nutrientes
  • Participan en procesos hormonales
  • Son precursores de compuestos mediadores en el sistema nervioso
  • Participan de la respuesta antiinflamatoria del organismo
  • Intervienen en el sistema inmunológico
  • Tienen incidencia en el sistema cardiovascular, disminuyendo la presión sanguínea
  • Reducen los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre

Según la edad, el estado de salud, la actividad, embarazo, el índice de estrés y la alimentación, varían las necesidades de AGE.
Su carencia puede provocar un incremento de infecciones cutáneas, disminuir la capacidad cicatricial, pérdida de elasticidad de la piel, deshidratación, prúrito, problemas visuales, disminución de los niveles de serotonina (con lo que aumenta la incidencia de depresión), cambios de humor, hipertensión, enfermedades vasculares, etc.
Para garantizar una ingesta adecuada de estas sustancias, lo ideal es mantener una dieta equilibrada, incluyendo un porcentaje del 5 al 10% de ácidos grasos esenciales. Si existen alteraciones metabólicas o enfermedades de base, siempre debe ser el médico especialista el que determine la dieta adecuada y los porcentajes de AGE necesarios.

¿Qué son los AGE y dónde los encontramos?

Son ácidos grasos poliinsaturados, comunmente conocidos como omega-6 o ácido linoleico y omega-3 o ácido alfalinolénico, De forma natural se encuentran en pescados grasos como la caballa, sardina, salmón, etc,, en los frutos secos y en los aceites vegetales como por ejemplo: girasol, soja, maíz, semillas de uva, etc. Todos ellos, perfectos para utilizar en las mezclas de Aromaterapia.

Si deseamos obtener los efectos beneficiosos que los aceites vegetales tienen sobre la piel, no basta con usarlos de forma tópica, debemos asegurarnos de incluir en nuestra dieta los AGE. La salud de nuestra piel no sólo necesita cuidados de fuera hacia adentro, sino que es importantísimo los cuidados de dentro hacia afuera.
Idealmente deberíamos aplicar sobre la piel, el órgano más grande de nuestro cuerpo, un aceite vegetal de tan buena calidad, que fuese apto para ingerir, pero desgraciadamente no todos los aceites vegetales que se utilizan para uso cosmético permiten su uso alimentario.

Cada aceite vegetal posee unas proporciones diferentes de AGE y grasas insaturadas en general. Por este motivo es muy recomendable utilizar diferentes aceites vegetales y no siempre el mismo. Al igual que con la dieta, si consumimos una amplia variedad de alimentos, tenemos más seguridad de abastecernos de todos los nutrientes necesarios para el organismo.

¿Qué aceites vegetales se utilizan en Aromaterapia?

Podríamos utilizarlos todos, pero algunos de ellos tienen características y propiedades que les hacen más aptos que otros. Aquí os dejamos unos cuantos:

  • Almendras dulces (Prunus dulcis)
    Es uno de los aceites vegetales más utilizado en Aromaterapia. Tiene un aroma sutil que no enmascara los aromas de los aceites esenciales con los que se mezcla. Es suavizante, reestructurante y se adapta bien a todo tipo de pieles, incluso en bebés, ayudando a tratar las rojeces provocadas por el pañal. Como precaución, no debe utilizarse si se tiene alergia a los frutos secos.
  • Avellanas (Corylus avellana)
    Con un aroma fantástico, le da un “toque especial” a las mezclas con Aromaterapia. Tiene la particularidad de poseer un cierto índice de protección solar (sobre un 10%). Es un aceite hidratante y rejuvenecedor, muy parecido al de almendras dulces, pero con un índice superior de penetrabilidad o difusión en la piel. Al igual que el de almendra, tampoco está indicado su uso si se tiene alergia a los frutos secos.

 

  • Aguacate (Laurus persea)
    De esta fruta mantecosa se obtiene un aceite vegetal ideal para tratar pieles maduras, secas o estropeadas. Es un gran rejuvenecedor. Además de los AGE, posee vitamina C, E y beta-carotenos.
    Debe usarse con precaución en la piel de alrededor de los ojos, puede provocar exceso de sebo en la zona que acabe produciendo pequeños quistes de grasa.

 

  • Jojoba (Simmondsia californica)
    Su aceite vegetal se obtiene de las semillas de esta planta del desierto norteamericano. Realmente no es un aceite, sino una cera líquida (contiene una elevada proporción de ceramidas). Esta característica permite que no se enrancie. Otra peculiaridad es que actúa regulando el sebo, lo que le hace indicado tanto para pieles secas como grasas.
  • Pepita de uva (Vitis vinifera)
    Este aceite vegetal tiene una textura ligera y poco aceitosa, ideal para realizar mezclas de Aromaterapia para masajes. Adecuado para masaje en pìeles grasas. Es uno de los aceites vegetales con mayor contenido en ácido linoleico (Omega-6). También posee propiedades regeneradoras e hidratantes.
  • Rosa mosqueta (Rosa rubiginosa o Rosa eglanteria)
    Actualmente muy conocido en todo el mundo por sus magníficas propiedades regeneradoras y cicatrizantes. Este asombroso aceite vegetal ya forma parte del protocolo de indicaciones postoperatorias de muchos cirujanos plásticos. Es perfecto para mitigar estrías y manchas de la piel. Es mejor utilizarlo por la noche; durante el día y a la exposición al sol, si la piel es muy delicada, puede aumentar las manchas de la piel.

Qué precauciones debo tener para usar aceites vegetales

Los aceites vegetales están constituídos por grasas insaturadas, muy beneficiosas para la salud, pero cuanto más insaturadas sean las grasas que contiene un aceite vegetal, antes se enranciará, por oxidación.
Son productos que no se guardan durante mucho tiempo, incluso sin abrir y precintados, así que debemos mirar siempre la fecha de caducidad y al utilizarlos, mejor olerlos primero, para asegurarnos que no tienen olor a rancio, lo cual indicaría una alteración importante en sus propiedades terapéuticas.

La Aromaterapia es un mundo apasionante e inmenso por sí solo, pero con la ayuda de estos tesoros líquidos, los aceites vegetales, aún se hace más grande y poderosa.

Si quieres saber más sobre Aromaterapia: Curso de Aromaterapia en Espai Manual
Otros artículos de nuestro Blog que te pueden interesar:

Marifé López y Arseni Sánchez
Espai Manual

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario