El Quiromasaje es una técnica creada por el Dr. Vicente Lino Ferrándiz, a la que dedicó gran parte de su vida. Fue un gran divulgador y enseñó a muchas personas a utilizar sus manos cómo únicas herramientas para trabajar el sistema musculo-esquelético, y mejorar así el estado físico de los usuarios.

Aunque se ha intentado, en varias ocasiones y con diferentes gobiernos en el poder en Cataluña, el Quiromasaje sigue sin estar regulado oficialmente como una profesión sanitaria, aunque cada vez hay más profesionales que se dedican a la aplicación de esta técnica. A diferencia de otros profesionales de la salud, los quiromasajistas no están sujetos a una regulación específica por parte de las autoridades sanitarias, aunque sí a las tributarias. Esto significa que no existe una normativa oficial que establezca requisitos de formación, titulación o registro para ejercer como quiromasajista.

En Cataluña, la situación del Quiromasaje es similar a la del resto de España en cuanto a la falta de regulación oficial como profesión sanitaria. Sin embargo, hay algunos aspectos específicos a tener en cuenta:

  1. Formación y Acreditación: En Cataluña, al igual que en el resto de España, la formación en Quiromasaje se ofrece principalmente a través de centros de formación privados y academias especializadas. Estos centros ofrecen cursos de distintas duraciones y niveles, desde básicos hasta avanzados, y pueden proporcionar diplomas o certificados al finalizar los estudios. Aunque estos certificados no tienen reconocimiento oficial por parte del sistema educativo o sanitario, sí que son valorados en el mercado laboral.

Es importante resaltar que a día de hoy: No existe una titulación oficial reconocida por el Ministerio de Educación que acredite a los quiromasajistas.

  1. Asociaciones Profesionales: En Cataluña existen varias asociaciones y colegios profesionales que agrupan a los quiromasajistas y promueven buenas prácticas y la formación continuada. Estas asociaciones pueden ofrecer acreditaciones a sus miembros, lo que puede ser una garantía adicional de la calidad y el compromiso del profesional. Ejemplos de estas asociaciones son la Asociación de Profesionales de las Terapias Naturales (APTN-COFENAT) y otras organizaciones similares.
  2. Normativas Locales: A nivel autonómico, Cataluña tiene cierta capacidad para regular aspectos relacionados con la sanidad y las profesiones. Sin embargo, hasta la fecha, no se ha establecido una regulación específica para el Quiromasaje como profesión sanitaria. Las normativas locales pueden influir en la práctica del Quiromasaje en términos de requisitos para abrir y operar centros de masaje, pero no establecen requisitos de titulación o registro para los profesionales.
  3. Recomendaciones para los Consumidores: Es recomendable que los consumidores que buscan servicios de Quiromasaje se informen sobre la formación y las acreditaciones del quiromasajista y opten por profesionales que tengan buenas referencias, esto puede ser una garantía adicional de buena calidad del servicio.

En resumen, aunque el Quiromasaje no está regulado oficialmente como una profesión sanitaria en Cataluña, es una profesión con mucho futuro por la gran demanda existente.

Si deseas formarte como quiromasajista

Como profesionales dedicados al Quiromasaje y las técnicas manuales desde hace más de 30 años, nuestro consejo es que, si deseas formarte como quiromasajista, busques centros de enseñanza donde los docentes que imparten los cursos tengan una amplia trayectoria y formación en el estudio y la enseñanza de esa técnica manual. Asegúrate que el plan de estudios sea completo y con prácticas presenciales tutorizadas (al no existir regulación oficial, cada centro es libre de realizar un plan de estudios diferente, así que asegúrate de que sea completo).

Como en cualquier profesión, mantenerse actualizado es importante, así que busca escuelas o centros donde exista formación avanzada y continuada, eso te mantendrá al día y con diferentes opciones de especialización.

Según nuestro criterio, es fundamental impartir conjuntamente la teoría, tanto anatómica como fisiológica, que asegure un buen conocimiento para la aplicación de la técnica y aún más importante, que las prácticas sean controladas y corregidas presencialmente por los profesores (profesionales formados y acreditados), que garanticen un buen aprendizaje personalizado.

¿Por qué?

No olvidemos que al realizar un Quiromasaje tratamos con personas, que en algunos casos sufren alteraciones que les causan cierto grado de dolor. Como terapeutas en técnicas manuales, debemos poseer el conocimiento para afrontar con el máximo nivel de profesionalidad y empatía cada Quiromasaje. Eso implica saber reconocer los posibles signos de exclusión que contraindicarían la aplicación de la técnica de forma local o incluso a nivel general.

Después de tantos años dedicados al estudio, la práctica y la docencia del Quiromasaje y otras técnicas manuales, os podemos decir, sin lugar a dudas, que si os sentís atraídos por este maravilloso mundo de la técnica manual, no lo dejéis pasar, vale muchísimo la pena.

Arseni Sánchez y Marifé López
Espai Manual   

Deja un comentario